Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Rodando Cine | 25 septiembre, 2017

Scroll to top

Top

Crítica Trainwreck: Esta Chica es un Desastre

Trainwreck: Esta Chica es un Desastre
  • Trainwreck: Esta Chica es un Desastre emociona por el espíritu cínico de su propuesta sin embargo, termina siendo mojigata y convencional

  • Trainwreck: Esta Chica es un Desastre es un prometedor debut de Amy Schumer como coguionista

Trainwreck

La comedia romántica quizás sea el género cinematográfico de mayor desgaste (por no decir anticuado) en su fórmula, por eso, cuando en el horizonte aparece una historia que rompe los esquemas dulzones y se aleja de los prototipos de las parejas protagónicas como lo hace Trainwreck: Esta Chica es un Desastre (Trainwreck, Apatow, 2015), el espectador puede llegar a emocionarse por el espíritu cínico de su propuesta, sin embargo, y como viene ocurriendo con muchas otras cintas que pretenden innovar, termina por ser complaciente.

Trainwreck: Esta Chica es un Desastre da la bienvenida con un sugestivo e hilarante prólogo, cuya atrevida declaración que un padre hace a sus hijas pequeñas para expresarles que la monogamia no es realista, brilla por sí sola. Ese pequeño precedente es suficiente para presentar a Amy (Amy Schumer), quien ahora se ha convertido en una periodista autosuficiente que disfruta de la vida sin ataduras, de los romances de ocasión y quien comparte la misma perspectiva de su padre sobre las relaciones monógamas. El punto de quiebre para Amy llegará cuando de la forma menos predecible se lie con el doctor Aaron Conners (Bill Hader), llevándola a replantear sus ideas.

La excéntrica y transgresora personalidad de la protagonista cuyo físico está al fuera de todo estereotipo, los agudos diálogos y la pulida dirección de Judd Apatow hacen de Trainwreck: Esta Chica es un Desastre, un filme excepcional durante su primer acto, golpeando al espectador con ese airecillo renegado que parece invocar al cambio, a la apertura y a nuevas formas de relaciones, principalmente para las féminas; buenas intenciones que serán consumidas por la banal y boba cursilería romántica porque sí, al final Trainwreck: Esta Chica es un Desastre es mojigata y convencional.

El montaje del atípico romance termina cediendo a una resolución rosa, en donde esta mujer, desfachatada y de fuertes convicciones en un inicio, se convierte en alguien que traiciona a su propio espíritu, pero Trainwreck: Esta Chica es un Desastre ya se encaminaba a su incongruencia argumental desde el momento en que Amy empieza a replantar su estilo de vida, y esto ocurre pasado su medio metraje.

De ahí en fuera, Trainwreck: Esta Chica es un Desastre es un prometedor debut de Amy Schumer como coguionista, de un Judd Apatow maduro y tibiamente propositivo, y un desfile de estrellas deportivas como John Cena y LeBron James que serán la delicia.

Por: Aurora Alejandra Lomelí Pérez (@alejandraurora)

Trainwreck – Esta Chica es un Desastre
Dirección:
Judd Apatow
Guión: Judd Apatow y Amy Schumer
Música: Jon Brion
Actúan: Amy Schumer, Bill Hader, Tilda Swinton, Brie Larson, Colin Quinn, Vanessa Bayer, John Cena, Ezra Miller, LeBron James
Fecha de estreno: 16 de octubre de 2015

Comentarios

Comentarios