Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Rodando Cine | 23 septiembre, 2017

Scroll to top

Top

Review: La Chispa de la Vida o la tragicomedia mediática

La Chispa de la Vida

La Chispa de la Vida

 

Diría la sabía canción: “la vida es un carnaval”, pero un carnaval caníbal. A veces, la línea entre la tragedia y la comedia no se distingue, pero los griegos nos heredaron el término correcto para ello: tragicomedia. Y es que “La Chispa de la Vida”, cinta dirigida por Álex de la Iglesia que dicho sea de paso, llegó con un enorme retraso a las carteleras, ilustra de forma descarnada la desquiciante tragicomedia de estos tiempos modernos, enmarcada en el cada vez más degradante y morboso circo mediático.

De la Iglesia es contundente con su propuesta, valiéndose de una exageración formal, presenta una pieza satírica a la sociedad moderna, en la que ésta es juez y parte a la vez de la condición de Roberto (un estupendo José Mota), un publicista venido a menos, que solo le quedan los recuerdos de sus glorias pasadas, o mejor dicho, el recuerdo de SU MAYOR GLORIA, ya que fue el creador del famoso eslogan “la chispa de la vida” para una de las campañas publicitarias más exitosas de Coca-Cola y quien a sus tantos años, se encuentra desempleado.

En contenido, la cinta tiene muchas cosas a destacar. Sí, es verdad que es una exacerbada exageración de la forma y es probablemente que este sea el punto flaco del guión ya que le faltó matizar en ciertas situaciones no por el hecho que sean poco creíbles, al fin de cuentas, estamos frente a una parodia satírica de la misma sociedad, sino para evitar el tomar a la liguera y el poco interés que no merece un filme que guarda estrecha relación con el teatro griego.

 

la-chispa-de-la-vida-2

 

El texto en general nos remite al título de la serie de novelas que Honoré de Balzac se planteó hacer durante su vida: “La Comedia Humana”, De la Iglesia patenta que la gente contemporánea encuentra su propio “circo romano” en la caja tonta, la televisión, donde los actores principales son las personas comunes y corrientes, muy probablemente sus amigos, sus familiares o sus vecinos. Un circo que se rige por la insensibilidad hacia el otro, la diversión por la desgracia ajena, la falta de oportunidades laborales en general y la falta de trabajos para personas mayores en particular; todo ello movido por los hilos de los magnates de los medios, quienes gobiernan bajo la consigna de la conocida frase: “a la gente, lo que pida”. En este último sentido, la película resulta un ejercicio airoso de la forma más vil en que funcionan las televisoras, el despiadado teje y maneje para dar primacía a la nota amarillista y la falta de escrúpulos que hay para conseguir la información, dejando en entredicho la ética profesional.

El guión está plagado de referencias y metáforas que son las que invitarán al espectador a la reflexión: el ya mencionado circo romano, el teatro griego, la posición de mártir de Roberto… En el renglón técnico, la cinta cumple, su ritmo es ágil, algo que está a favor del relato, algunas veces estancándose en los momentos más sensibles pero que encuentra su justo medio en los inteligentes momentos de humor ácido. Destacan las actuaciones de José Mota, quien en gran parte recae la cinta y la de su co-estelar, Salma Hayek, quien regala momentos de gran dramatismo.

Pero el principal logro de, “La Chispa de la Vida” es que pone el dedo en la llaga: la falta de trabajo y consecuentemente, la falta de dinero, conllevan a la degradación personal, convirtiendo la dignidad humana en un producto de consumo, tesis que encuentra resonancia con el nihilismo del enfant terrible, Lars Von Trier y el argumento que la sociedad entraña en sí misma, la semilla de la maldad y autodestrucción.

“La Chispa de la Vida” de Álex de la Iglesia es una cinta interesante, buena en contenido pero deficiente en forma, con un guión al que le faltó depurar y privarlo de obviedades, pero sin duda, un filme de mordaz y oportuna crítica social que se suma al grupo de las cintas reflexivas.

La Chispa de la Vida (España/2011)

Dirige: Álex de la Iglesia

Guión: Randy Feldman

Fotografía: Kiko de la Rica

Actúan: José Mota, Salma Hayek, Blanca Portillo, Juan Luis Galiardo.

 

Comentarios

Comentarios